City of stars: Hotel W Changsha China

Hotel W Changsha, CCD

El estudio de diseño de Hong Kong CCD proyecta en el Hotel W Changsha, en China, un universo onírico que sumerge al visitante en los viajes estelares a través de materiales, luces y referencias artísticas. Un espacio impactante que evoca el espíritu de la localidad, conocida como la ciudad de las estrellas.

La ciudad de Changsha, en el interior de China, lleva el nombre de una estrella. La majestuosa montaña Yuelu y el ondulante río Xiang son testigos de la gloria de la ciudad que, durante más de 3000 años, ha seguido el curso de la historia. Hoy, esta ciudad populosa emerge como una urbe de moda con ambiente cultural y muchas visitas.

La iluminación tenue crea una emocionante experiencia visual

Conocida como la ciudad de las estrellas, Changsha está llena de sorpresas y misterios como el propio universo. CCD combina en este proyecto para el Hotel W de la compañía Marriott el concepto de viaje al futuro con el contexto cultural local. De esta forma, sumerge al visitante en un fantástico universo estrellado que enciende la curiosidad de explorar lo desconocido.

El icónico logotipo en forma de W monumental, en la entrada del hotel, presenta texturas ásperas y líneas luminosas que se hacen eco respectivamente de la superficie irregular de la luna y la trayectoria de los aviones que pronto orbitarán a su alrededor. Una gran estrella se deconstruye en puntos, líneas y planos tridimensionales para dar forma a la vanguardista marquesina con bordes y ángulos afilados. Las texturas metálicas lucen un brillo provocador.

Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD

Los huéspedes sienten como si entraran en un agujero negro

La iluminación tenue y el estilo surrealista que observa el interior del hotel, especialmente en su zona de recepción, crean una emocionante experiencia visual. El concepto de diseño del vestíbulo magnifica el universo y lo descompone simbólicamente en planetas, meteoritos, polvo, protones, neutrones y átomos. La pared de estilo industrial con texturas de cemento y fallas se combinan con la elaborada iluminación, formando una escena vanguardista de estrellas flotantes.

Las líneas en forma de rombo están incrustadas verticalmente en el piso de piedra de una manera similar al movimiento de los rayos de luz, para guiar a los invitados al misterioso espacio donde pueden contemplar las estrellas brillantes.

En el fondo del vestíbulo, cerca de la recepción, unas secciones de cobre se doblan en grandes ángulos y en diferentes direcciones para extender la estructura espacial.

El espacio y las obras de arte se hacen eco entre sí como entidades independientes. Inspirados en los meteoritos, unos objetos redondos de metal esparcidos en el vestíbulo exhalan niebla al azar para simbolizar el enriquecimiento de la energía cósmica y dar la bienvenida a los aventureros visitantes del hotel.

El proyecto de interior reúne tecnología, arte y fantasía

CCD denomina la Avenida de las Estrellas al pasillo de acceso a la recepción. El diseño hace uso del espacio para abrazar el arte y estimular la imaginación. Las estructuras que jalonan este pasillo están formadas por bloques geométricos, que parecen fragmentos tras el impacto de los planetas. Una pasarela se extiende por el centro del bar, en el vestíbulo, brindando un cierto sentido de la ceremonia. Es como un desfile de moda donde todos pueden ser estrellas.

La fusión de la realidad y la fantasía hace que los huéspedes se sientan como si estuvieran entrando en un agujero negro para viajar en el tiempo. Las cabinas hundidas simulan los asientos de los desfiles de moda donde los invitados son parte de la escena. Los tonos oscuros prolongan el carácter sosegado y sobrio del espacio. Las líneas nítidas retratan un espacio lógico, revelan un poder y una estética misteriosa y elegante.

En otro ángulo, las luces de techo con forma de estrella y los deslumbrantes focos azules crean efectos visuales que heredan el espíritu audaz de la marca W Hotels. La escultura azul del gato de Schrödinger mirando hacia el cielo representa a los pioneros de la era espacial.

Inspirado en la comunicación con la naturaleza, la arquitectura y el universo, el equipo de diseño de Cheng Chung construye un futuro ideal que conecta el espacio y las humanidades.

 

Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD

Ficha técnica:

Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD
Hotel W Changsha, CCD
Etiquetas

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Otros entradas

Suscríbete a la newsletter

Suscríbete a la Newsletter – Recibe las newsletter de distritohotel con noticias y novedades del diseño hospitality en tu email.